lunes, 9 de julio de 2012

El verano en las calles de la ciudad

Se nota que estamos en verano. Hace un poco más de calor, los días son mucho más largos, vamos a la playa o al monte, paseamos, nos acostamos más tarde, disfrutamos de la compañía de los amigos y familia..... 

Las ciudades se transforman; unas, parecen desiertos y otras, están abarrotadas de personas. Las calles peatonales se convierten en ríos de personas que pasean con sus niños, se sientan en bancos a observar a los demás; unos, van rápido de tienda en tienda, cargados de bolsas; otro grupo de gente, se reune para escuchar a los artistas callejeros que escogen los lugares más céntricos para ofrecer sus espectáculos.

En pocos metros, y a lo largo de una misma calle, puedes volver a sentirte una niña, cuando una gigantesca pompa de jabón, vuela por el aire y sobrepasa tu cabeza. Unos niños intentan atraparla y de repente, la pompa explota delante tuyo. Sonríes; los niños corren de nuevo buscando al que artista de las pompas de jabón, e inician una nueva carrera a ver quién atrapa la pompa.

A los pocos metros, un grupo de músicos rusos, tocan melodías conocidas a un ritmo trepidante. A veces les acompaña una mujer que canta con ellos. Sorteas al grupo que está escuchándoles, entre los que destacan unos niños pequeños moviéndose al ritmo de la música.

Unos metros más allá, ocupando el espacio entre dos bancos, un trío de músicos tocan sus instrumentos con un deje de tristeza. Suenan bien, pero la música parece arrastrarse lánguidamente por encima de las caras sonrientes y complacidas de sus espectadores.

Justo en la esquina, en la confluencia de dos calles, suena la voz de Louis Armstrong y dos titiriteros hacen las delicias de pequeños y mayores. Uno de ellos, maneja al genial trompetista, que abre y cierra la boca, mientras mueve su cuerpo. Su compañera, maneja al coro de voces negras que bailan al ritmo de la música.

Todo ello en una calle no muy grande. Echo de menos a los habituales, al hombre de pelo blanco que toca el violonchelo y a un saxofonista, que debe ser un fan de Sara Montiel, porque siempre toca la violetera.

Apenas ha comenzado el verano, estamos a primeros de julio, qué pasará en Agosto, qué espectáculos callejeros encontraremos además de los ya habituales, como el guitarrista, el que canta como Benito Lertxundi, el guitarrista francés del Paseo de La Concha, los mimos vestidos como robots, hadas, Mickey Mouse...

Qué emoción. Y después dicen que el verano es aburrido y no hay cosas qué hacer.....


La imagen está sacada de internet y desconozco quién es su autor.

30 comentarios:

ion-laos dijo...

En los madriles, las calles se llenan de obras, los abuelitos se van al fresco del aire acondicionado de los centros comerciales y allí se entretienen viendo la gente pasar y charlando entre ellos, y las calles están vacias. Se suele salir cuando va anocheciendo. Los músicos te los encuentras a la entrada del metro, que vaya mérito tienen, también, los que se cuelan en los vagones del tren o el mismo metro con cuidado de que no les vea el segurata.

Me gusta el verano aunque me ase de calor, es cuando mejor duermo, y los días son más largos y es otra alegría. El cerebro produce más serotonina, que es la hormona del buen humor.

Buen verano, besotes!

Mandalas, Espacio Abierto dijo...

Hola, Ion

Visto el panorama, me quedo con San Sebastián. No hay metro, pero puedes dormir por las noches sin problemas, y llévate una chaqueta por la tarde noche, que refresca.

Si que hará calor en el metro. Pobres, como bien dices.

Qué nunca nos falte el buen humor, ni la risa, así nos reímos de nuestra sombra. :D. ¿Será por eso que dormimos como bebés? La serotonita, será eso.

Besotes.

Norma dijo...

Es cierto el verano es risa, gente feliz, paseando por la calle, la playa, etc. El verano es alegría, todo está bien. Y, si estás de turista en algún lugar, mejor aún.
Cariños.

María dijo...

Me gusta el verano porque los días son muy largos, las noches más cortas, los jardines están decorados de flores, las calles abarrotadas de gente por la noche, a mí me da mucha alegría el verano, me gusta el sol, el calor, ójala siempre tuviéramos esta estación o la de la primavera, porque a mí el invierno me produce nostalgia.

Un beso.

Natalia Ortiz dijo...

Me ha gustado mucho, María Eugenia :) Qué buena descripción de lo que ocurre a tu alrededor, te gusta y te llama la atención. La próxima vez tienes que salir con la cámara al cuello y enseñarnos todo. Tómatelo como un reto :P, aunque no sean fotografías de estas personas y sean de paisajes o de un lugar de donde vives... ¿Podría estar bien?
Un abrazo

Carmen Rosa dijo...

Hola MARÍA EUGENIA
Ay que rica descripción del verano cuando por acá, lo que empieza es el crudo invierno. Felizmente por esas inexplicables razones climáticas, aún tenemos unos pocos rayos de sol durante algunas mañanas. Que ganas de estar por San Sebastián disfrutando del bello verano y todo lo que nos cuentas...
Un beso

Merche dijo...

Yo también vivo en San Sebastián y puedo disfrutar de lo mismo que Maria Eugenia. Pero seguro que tod@s vosotros también podéis disfrutar de vuestra ciudad, ya sea en verano como en invierno. Con alegría y buen humor... siempre. Todo depende de uno mismo. De nuestra propia mirada y predisposìción. Siempre hay niños jugando, en cualquier lugar y en cualquier estación. Siempre hay pájaros cantando, preciosos paisajes, encuentros inesperados... Y si no los hay, siempre puedes imaginarlos... con una de esas visualizaciones que tantas veces nos recomienda Maria Eugenia, para sentirte bien, feliz y alegre.

Un abrazo.
Merche

El Drac dijo...

Opino igual que tú, el verano es una de las estaciones más divertidas del año

Un abrazo

Esther Rubio dijo...

que buena sensación desde luego es para disfrutarla y saborearla aunque por estos lares llueve sin parar, bendita Asturias que nos moja por dentro y por fuera.
Un besazo y feliz verano.

Mandalas, Espacio Abierto dijo...

Hola, Norma

Estando de turista, creo que cualquier lugar y época del año parecen estupendas aunque no lo sean tanto. Es lo que tiene estar de vacaciones ;).

En verano todo se relaja más y es divertido ver lo que ocurre en la calle o en la playa o en cualquier sitio. ;).

Besotes.

Mandalas, Espacio Abierto dijo...

Hola, María

En San Sebastián al hacer menos calor, hay gente por la calle a cualquier hora. Entre que vas a la playa, sales a trabajar, vas de comprar, a pasear o tomerte algo, en la calle siempre hay alguien.

Y también cuando llueve. Aquí seguimos saliendo jaajajajaj. No nos quedamos en casa.

Las noches se alargan y se viven de otra manera en verano, más relajadamente. Y eso es bonito.

Besotes.

Mandalas, Espacio Abierto dijo...

Hola, Carmen Rosa

Bueno, toda estación tiene su puntito. También me gusta el invierno. Nací en él y se nota, jaajajajaja. Pero el verano tiene una punto de desinhibición que es divertida.

Aunque pensándolo bien, me gustan todas las estaciones, ajajajajajaj.

Feliz entrada del invierno y espero que no sea muy riguroso.

Besotes.

Mandalas, Espacio Abierto dijo...

Hola, Merche

Estoy de acuerdo contigo, el poder disfrutar de lo que tenemos alrededor depende de nuestra mirada y de cómo nos sentimos.

La verdad que nosotras en San Sebastián tenemos la suerte de que siempre hay gente por la calle, actividades, jardines llenos de flores y niños correando en los parques, sea la estación que sea.

Aunque en verano haya que hacer slalom en determinados sitios del centro, para no tropezar los unos con los otros, jaajajajaj.

Besotes.

Mandalas, Espacio Abierto dijo...

Hola, Drac

Si, se vive de otra manera, más despreocupada, más alegre o ligera. Aunque a veces, entres sales de trabajar, vas corriendo a la playa y vuelves de nuevo a trabajar, no se hay más estrés que relajo. Pero darse un chapuzón en la playa no tiene precio.

Besotes.

Mandalas, Espacio Abierto dijo...

Hola, Natalia

Mil perdones que te he saltado al contestarte.

Bueno, es algo que siempre te encuentras en la calle sea la estación que sea. Al menos aquí, siempre te encuentras con alguien tocando o actuando. Por supuesto, hay más variedad en verano y más gente parada observando lo que hay-

Es bonita la propuesta que haces, pero no se dónde tengo el cable de la cámara de fotos. Tendré que ponerme a hacer fotos.

Besotes.

Mandalas, Espacio Abierto dijo...

Hola, Esther

Vente para San Sebastián, nos llevamos la fama de ser una de las ciudades más lluviosas pero te aseguro que sale el sol.

Aquí llevamos en verano el traje de baño y el paraguas en el bolso. Es la ventaja de tener playa en la propia ciudad.

Besotes.

Gema dijo...

Pues si, el verano es para disfrutarlo! es alegria, es un chute de energia que te invita a disfrutar de cada momento, es luz, es bienestar... a mi me encanta! el solcito, los baños en el mar, el contacto con la arena, los helados, la gente está como mas feliz no?? jajajaja! aunque bueno ultimamente no se que le esa pasando a esta raza llamada humanidad que parece que se les haya dibujado en la cara una sonrisa al reves porque jolins las cosas que llega a ver una por la calle... con lo bonita que es la vida si una la sabe vivir y disfrutar el momento solo o en compañia que mas da... pues si amiga como veras me agrada y mucho el verano jeje!

bsitos guapisima y feliz verano..

M.C dijo...

El verano es para vivirlo. Los niños en los parques, la ropa es más alegre. Aquí en Andalucía hace muuuucho calor. Pero eso se arregla con una cervecita bien fresquita sentados en una terraza, así la espera de las vacaciones se hace más llevadera.

Saludos.

Mandalas, Espacio Abierto dijo...

Hola, Gema

Disfrutemos de la vida en general, y del verano en particular. Tiene que haber de todo en la vida ;). De todos modos, si se nota más crispación y tensión en el ambiente.

Si fuéramos capaces de vivir el momento, de disfrutar de sentir los rayos de sol, de un paisaje, de una conversación o de reírnos de nosotros mismos, las cosas serían más fáciles. No digo que cambiaran, pero si serían más llevaderas.

Vive el verano como lo haces, es contagiosa la alegría :D.

Besotes.

Mandalas, Espacio Abierto dijo...

Hola, M.C.

Vente para el norte. Las cervecitas están también frescas y en las terrazas se está muy bien, aunque seguro que no quitan el calor como en el sur. Porque de momento, salvo algún que otro día o semana, no estamos teniendo un calor excesivo, y menos mal.

A vivir el verano a tope :D.

Besotes.

Mabel dijo...

Hola María Eugenia, es cierto, el verano es todo un despertar, es ruidoso, es callejero, pero a veces es insoportable el calor abrumador, a mi me mata, prefiero el frío, nosotros aquí en pleno invierno y lo disfruto más que el verano aunque llega un momento que uno está deseando el calorcito.
Besotes

Mandalas, Espacio Abierto dijo...

Hola, Mabel

También se agradece el calor, pero no el sofocante. Los huesos parecen necesitar esa energía del sol.

En la zona en la que vivo, no hace un calor sofocante, menos mal porque tampoco lo soporto.

Feliz invierno y espero que no sea demasiado duro.

Besotes.

Diana de Méridor dijo...

Madame, yo hoy he pasado un frío que ni en invierno. En serio, he vuelto a ponerme ropa de invierno. Y se supone que julio es el mes más cálido! Anda el mundo al revés. No acabo de sentir el verano. Claro que para lo que me iba a aprovechar estos días...

Buenas noches, madame

Bisous

Julius Revolution dijo...

Mª Eugenia, me encanta tu modo de ver la vida...Abrazos mil guapetona.

Soñadora dijo...

Definitivamente así como nos cuentas no tiene nada de aburrido. He imaginado cada detalle !

Besitos,

Mandalas, Espacio Abierto dijo...

Hola, Madame

Vaya, pues eso son bajas temperaturas. La verdad que aquí estamos entre 19º a 25º y se está de maravilla, al menos para mi.

Esperemos que llegue el calorcito y puedas ponerte las sandalias ;).

Besotes.

Mandalas, Espacio Abierto dijo...

Hola, Julius

Jajajaj, seguro que has reconocido la calle Loiola ;).

La vida está llena de colores, ¿por qué sólo vamos a ver los oscuros? Disfrutemos del arco iris entero ;).

Besotes.

Mandalas, Espacio Abierto dijo...

Hola, Soñadora

Es que no es aburrido, la vida no es aburrida. Todo depende de cómo quieras vivirla, y del sentido que le des.

Besotes.

AZAHARA dijo...

El verano no es aburrido, es más, no se necesitan grandes cosas para poder disfrutarlo. El tiempo invita a salir y pasear, te sientas al solecito o al fresquito de una sombra (depende, jeje, yo busco el sol), te paras mirando lo que pasa a tu alrededor y ya te llena de vida.

Las calles están con vida, eso me encanta! Me encanta ver ambientillo por donde voy. :)

A disfrutarlo como tú bien haces!

Mandalas, Espacio Abierto dijo...

Hola, Azahara

Es cierto que el verano tiene otro toque, quizá más festivo y alegre. Y ver las calles llenas de gente y de color es divertido.

Cuidado con el sol, que luego salen pecas ;).

Besotes.